Contrato de prácticas: ¿Trabajo gratis? No, gracias

No trabajo gratis

Conversación real mantenida ayer

-Buenas tardes, te llamamos de la empresa XXX. Disculpa que te molestemos un sábado a estas horas (eran las 19:00).

-No te preocupes, dime.

-Era para decirte que hemos visto tu currículum, echado un vistazo a tu portfolio, y creemos que encajarías perfectamente en nuestra empresa. Tenemos abierto un proceso de selección, ¿Te importaría venir mañana (domingo)? Es que estamos haciendo muchas entrevistas, y estamos dándolas entre semana a la gente que viene de fuera.

-(Resignación modo ON) Sí, no hay problema, pero, ¿Me podrías dar más información sobre la oferta de trabajo, condiciones…?

-Sí, claro. Sería para el mantenimiento y desarrollo de sitios en WordPress. Modificación de plantillas, plugins… Hemos visto que sabes hacerlo, ¿Verdad?

-Correcto. ¿Y en cuanto a horario y sueldo?

No trabajo gratis
No trabajo gratis fuente

-Ya,verás: se trata de un contrato en prácticas  a jornada completa.

-Contrato en prácticas… ¿Sin cobrar?

-No, no cobrarías nada, pero entiende que se trata de una empresa puntera que… (un royo enorme sobre lo top que es la empresa), y para tí se trata de una oportunidad …(otro royo sobre lo bueno que sería para mí a nivel de experiencia y currículum)

-¿Sabes que es lo que pasa? Ya no es solo que no pueda compatibilizar ese tipo de contrato con la prestación por desempleo, y no pueda vivir del aire, es que lo que estás haciendo es una falta de respeto. Me estás  ofreciendo un trabajo de algo que sé hacer, y me lo ofreces porque sabes que lo sé hacer. Así que me ofreces estar ocho horas diarias haciendo algo que he estudiado mucho para saber hacer, pero sin cobrar, porque de experiencia se vive. Muchas gracias, pero no.

fuente

Pasando por alto el hecho de que por alguna razón les parece bien llamar a un candidato un sábado a las 7 de la tarde, y que les parece correcto que por vivir a “solo” 30 kilómetros pueda perder medio domingo en ir a una entrevista de trabajo, vamos al quid de la cuestión. ¿Por qué esa obsesión porque trabajemos gratis?

Que conste que puedo entender determinados casos, pero, ¿trabajar gratis? Nunca. Si acabas de finalizar unos estudios, o entras en un campo donde no tienes ningún tipo de experiencia previa ni conocimientos, podría entender que no te pagaran, si realmente estás recibiendo unos conocimientos a cambio, podría llegar a aceptarlo. Pero en el momento en el que estás produciendo para la empresa más de lo que tú vas a recibir de aprendizaje, ya me parece una estafa. Y en el caso concreto de la llamada de ayer, a mi no me ofrecían prácticas ni formación ninguna, me ofrecían un trabajo normal y corriente.

Otra cosa es que comprenda que la experiencia es un grado, que se diferencie entre Juniors y Seniors, y que dentro de estos, no sea lo mismo 6 meses que dos años de experiencia. Pero que nadie intente hacerme creer que trabajar haciendo algo que he estudiado mucho tiempo y que sé hacer a la perfección, sin nadie que me guíe, debería hacerlo sin cobrar.

¿Por qué no deberíamos trabajar gratis?

En líneas generales, si has estudiado y te has formado como para saber hacer algo, deberíamos recibir una compensación económica a cambio. Al fin y al cabo, cuando ocupas un puesto laboral en el que estás aplicando unos conocimientos para generar una riqueza que recae sobre la empresa, debería ser reconocido económicamente. Repito que entiendo que en función del tiempo que lleves desarrollando esa actividad marcará si el sueldo será más alto o más bajo, pero vivimos en una sociedad capitalista donde todo nos cuesta dinero. No entiendo cómo alguien puede pretender que tengamos un techo bajo el que vivir, alimento, y lo justo para desplazarnos hasta el lugar de trabajo, sin cobrar.

La conclusión es obvia, ¿no? Aunque oficialmente se abolió en España en el Siglo XIX, nos siguen tratando como esclavos. Tienen toda una batería de escusas: la crisis, las condiciones laborales abusivas que permiten los gobiernos de nuestro país,… pero, en algún punto, deberíamos ser capaces de plantarnos y hacernos valer, porque así nos va. De momento, yo me he negado a trabajar gratis, ¿y tú?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *